FMI – Perspectivas Económicas Globales

 

En su último informe Perspectivas Económicas Globales, el Fondo Monetario Internacional (FMI) redujo su pronóstico de crecimiento económico mundial tanto para el 2015 como para el 2016 y pidió a gobiernos nacionales y bancos centrales que prosigan con sus políticas de estímulo monetario y reformas estructurales para respaldar la expansión.

El crecimiento global que se proyectaba en 3.8% para el 2015 y 4.0% para el 2016 fue recortado en 0.3 puntos porcentuales a 3.5% y 3.7% respectivamente. Esta decisión obedece principalmente a que los nuevos factores de crecimiento como (i) la depreciación del euro y el yen, y (ii) los menores precios del petróleo; son contrarrestados con creces por los (i) “prolongados periodos de crisis” y (ii) el menor potencial de crecimiento de muchos países.

Del mismo modo, redujo su estimación de mejora en la eurozona en dos décimas y prevé un crecimiento de la región del 1.2% en el 2015. Para el 2016, las nuevas previsiones de la institución estiman un crecimiento del 1.4%, tres décimas menos de lo anticipado. Además, España encabezaría dicho crecimiento por delante de Alemania, que solo crecería 1.3% el 2015 y 1.5% el 2016. Mientras que, Reino Unido mantendría el crecimiento más sólido de la región con 2.7% en el 2015 y 2.4% en el 2016.

Estados Unidos por su parte no se vería afectado por la desaceleración de la eurozona. Es más, presentó una mejora en sus expectativas de crecimiento a 3.6% para el 2015 y a 3.3% para el 2016. América Latina, sin embargo, no corrió con la misma suerte sufrir un recorte su proyección hasta el 1.3% en el 2015 y a 2.3% en el 2016, nueve y cinco décimas porcentuales menos de lo proyectado en informes anteriores.

El FMI aconsejó a las grandes economías como primera medida mantener las políticas de estímulo monetario con el fin de evitar incrementos en las tasas de interés reales, en momentos en que los precios bajos del petróleo hacen crecer el riesgo de una deflación. En caso de que las tasas no puedan reducirse recomendó intentar una política de estímulo diferente.

Fuente: Reuters, CNN, RTVE