El oro cae ante posible alza de tipos de interés por parte de la FED

Oro

Al cierre de la jornada de hoy, los precios del oro llegaron a caer hasta un 4%, resultado de las ventas realizadas en China, principal consumidor mundial de dicho metal. El oro al contado tuvo un desplome de 45.55 dólares a 1,088.05 dólares la onza, su precio más débil desde marzo de 2010, debido a que los inversores encuentran cada vez menos razones para mantener el oro como seguro contra el riesgo, con un dólar que se está fortaleciendo antes del que sería la primer alza de los tipos de interés por parte de la Reserva Federal de Estados Unidos. El pasado miércoles la presidenta de la Fed, Janet Yellen, manifestó que la entidad podría subir las tasas de interés este año si la economía americana se expande como se espera; ante esto, refugiarse en oro resulta ser una inversión menos atractiva en tiempos de subida de tipos de interés, al no producir rendimiento y tener costos fijos de almacenaje.

Por su parte, el índice dólar, que sigue la evolución de esta moneda con respecto a una cesta de otras seis divisas principales, se situó en 97,09 tras registrar máximos de siete semanas en 98,19. El fortalecimiento del dólar se traduce en una disminución de la demanda de materias primas como inversión alternativa y encarece aquéllas denominadas en dólares de cara a titulares de otras divisas.

Asimismo, los bancos griegos reabrieron sus puertas tras haber efectuado un pago de 6,800 millones de su deuda a los acreedores internacionales, luego de recibir un préstamo puente por parte de la Unión Europa, trayendo tranquilidad a los mercados internacionales. Finalmente, el acuerdo nuclear entre Irán y las seis potencias mundiales se suma a la estabilidad internacional.

Por otra parte, los contratos futuros de plata retrocedieron 0,96% o 14,2 centavos para negociarse a 14,69 dólares por onza , mientras que los contratos futuros de cobre descendieron un 0,79% o 2,0 centavos para situarse en 2,476 dólares por libra; en tanto el paladio perdió hasta un 3.4% a su menor nivel desde octubre de 2012 a 593.

De acuerdo con Goldam Sachs, la demanda por metales en China permanecerá débil en lo que queda del año pese a los intentos de las autoridades de contener el crecimiento del crédito. China sufrió una baja en el consumo físico de metales en la primera mitad del año debido a que el crecimiento de la demanda se desaceleró más fuerte que la producción industrial general y la inversión en activos fijos, dijo el banco de inversiones en una nota. Goldman también mencionó que permanece pesimista sobre el cobre y que cree que los precios actuales del níquel representan una oportunidad de compra. El banco continúa modestamente optimista sobre los precios del zinc y espera que los del aluminio permanezcan bajos durante la segunda mitad de 2015.

 

Fuente: Gestion, Goldam Sachs, Reuters, Investing