El caso de la Caja Señor de Luren: un problema de diversificación e irregularidades

caja

 

El pasado 18 de junio, la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS) intervino a la caja para la revisión de activos y patrimonio. Esta revisión evidenció un gran deterioro de los activos de la caja, específicamente de la cartera de créditos, lo cual comprometía su viabilidad y solvencia. La empresa no cumplía con las exigencias de capital para cubrir la pérdida de más del 50% de su patrimonio efectivo. Es importante destacar que dicha intervención salvó los ahorros de más de 36mil personas, es decir el 100% de los depósitos que mantienen todos los ahorristas de la institución.

El problema de la caja se evidencia en dos problemas: las irregularidades en la administración por parte de los accionistas y gerencia, y la falta de experiencia de gestión de ciertos segmentos. Julio Bustamante Murillo, quien ocupó varios puestos en la caja, mencionó ante Cuarto Poder (programa de noticias) que había denunciado a la caja ante la 54 fiscalía en octubre, por la emisión de cartas fianza sin registrarlas. Bastante Murillo reveló que las cartas fueron gestionadas por Martín y Arturo Belaunde Lossio, las cuales en total equivalían a una garantía de 900 mil soles y que salieron de la Caja Señor de Luren en enero de 2013, pero fueron registradas en sus libros un mes después, en febrero de ese año. Según Bastante, la Caja Señor de Luren emitió cartas fianza en dos bloques, por cerca de 245 millones de soles de los cuales 175 millones de soles no habrían sido registradas dentro de la microfinanciera. Por otro lado, según Rubén Mendiolaza, Superintendente Adjunto de Banca y Microfinanzas, comentó a Semana Económica: “el problema es que esta caja perdió el core de microfinanzas y empezó dar créditos comerciales e hipotecarios. El proceso de colocación tuvo problemas de identificación de riesgos, por costos de fondeo, por no poner los precios adecuados. Todas esas son cosas que se tienen que tomar en un entorno tranquilo, sano y lamentablemente acá no se produjo”.

Frente a estos problemas de solvencia e irregularidad por parte de la caja, la SBS oficializó la disolución y el inicio del proceso de liquidación de ésta. Asimismo, los depósitos y créditos de la Caja Señor de Luren se transferirán a la Caja Arequipa, que accedió a ello tras ganar la subasta de activos y pasivos de la entidad financiera de Ica. En este sentido, se transferirán S/.550 millones a la Caja Arequipa, pertenecientes a más de 35,000 clientes del sistema financiero. Con esta adquisición, la Caja Municipal de Arequipa consolida su liderazgo en el sistema de cajas municipales: con un 21% de participación en créditos directos a abril, Caja Arequipa pasaría de administrar S/.2.897,5 millones a más de S/3.170,6 millones. Por último, es importante mencionar y destacar que es la primera vez que la SBS implementa un mecanismo de intervención temprana que transfiere todos los depósitos, un bloque importante de activos y un aporte del Fondo de Seguro de Depósitos de una empresa a otra del sistema financiero.

datos

 

Fuente: Semana Económica, Gestión, El Comercio.